Los inconvenientes de ser traductor

¡Hola a todos!

Todo el mundo habla de lo bonita que es nuestra profesión, de lo bien que nos llevamos todos y lo buenos compañeros que somos (discrepo), de lo maravilloso y estupendo que es todo… y hay veces que nos imagino a todos los traductores cogidos de la mano, bailando en una pradera llena de flores. Pero no, ser traductor también tiene sus cosas malas, aunque no nos guste.

Ahí  van los que, para mí, son los peores gajes de este oficio:

  1. Explicar a qué nos dedicamos a personas ajenas a la traducción

̶  ¡Hombre, cuánto tiempo! ¿Qué haces con tu vida ahora?

̶  Pues estoy empezando como traductora autónoma.

̶  ¿Traductora autónoma? ¿Y qué haces? ¿Eso tiene futuro? ¿No te da miedo ser autónoma?

¿Os suena? Para mí es una situación bastante habitual, y me aburre tener que dar explicaciones constantemente para que, al final, sigan sin entenderme y te suelten «¿Y por qué no haces unas oposiciones?».

  1. Educar a tus clientes y a tus allegados

Mencionar el traductor de Google en alguna conversación traductoril es como hablar de Voldemort, eso es algo que todos sabemos. Sin embargo, las personas ajenas a la traducción aún no tienen asumida la gravedad de sus hechizos traducciones, y por eso nos vemos obligados a explicar una y otra vez que no, que esta máquina no hace el mismo trabajo que nosotros. Eso sí, no pretendáis que comprendan vuestra postura si le habláis de contexto, de adaptación o de localización porque tendría el mismo efecto que si me hablas a mí en chino: ninguno. Hay que ser un poco compresivos e intentar que lo entiendan de forma sencilla. Quizá por eso se nos hace tan pesado tener  que dar la misma explicación una y otra vez.

  1. Tener que aceptar sugerencias de trabajos que no quieres hacer, sobre todo de tus padres

Profesora, azafata de vuelo, recepcionista… No, no quiero ser nada de eso; quiero ser traductora. Ojo: no estoy desmereciendo en absoluto ninguna de estas profesiones, pero no entran dentro de mis opciones. Al menos de momento.  ¿Por qué les costará tanto entender que la traducción es una profesión como otra cualquiera y que se puede vivir de ella perfectamente?

  1. Esa presión de no poder cometer errores cuando hablamos con otros colegas

Los traductores somos gente lista y culta, ahí no hay discusión, pero no podemos alardear todo el rato de nuestros conocimientos ni pretender ser prefectos, porque no lo somos. No pasa nada si se nos escapa alguna falta, si cometemos algún error o si decimos algo que no es del todo cierto: somos humanos y tenemos derecho a equivocarnos. Hay que relajarse un poquito, por favor.

  1. Gestionar todas tus redes sociales sin morir en el intento

Y, cuantas más, mejor. Nos encantan las redes sociales –por  la visibilidad, sí, ya lo sé–, pero me tenéis que reconocer que es un rollo tener que llevarlas todas al día. Para mí, es casi imposible mantenerlas actualizadas sin que se me quede alguna colgando. ¿Cómo lo hacéis los demás? ¿Qué hacéis con vuestra vida no virtual? No me engañéis, tenéis un community manager y no me lo queréis decir.

 

Sé que hay cientos de inconvenientes más, pero necesitaría muchas entradas –y mucho tiempo– para poder ponerlos todos. Espero que os haya gustado; quería darle un toque de humor a esta entrada, ya que, últimamente, los ánimos están muy caldeados, y nunca viene mal relajarse un poco y olvidarse de todos estos líos, ¿verdad?

Un saludo a todos y ¡gracias por leer!

Anuncios

10 thoughts on “Los inconvenientes de ser traductor

  1. Enhorabuena por la entrada, Asun 🙂

    Hace relativamente poco, me propuse empezar con mi blog sobre traducción (del cual estoy empezando a redactar algún que otro contenido), el cual espero que me sirva de ayuda para mi futura profesión de traductora.
    Me ha encantado tu enfoque realista hacia la profesión, pues, como tú bien dices, a veces se leen ciertas entradas en algunos blogs que hacen pensar que vivir de la traducción es un cuento de hadas.
    Sigue así y muchísima suerte en todo 🙂

    ¡Un abrazo!

    • ¡Hola, Sara!

      Muchas gracias a ti por leer y comentar. Me alegro de que te haya gustado. Te deseo mucha suerte con tu blog y tu carrera que, aunque tenga inconvenientes, las ventajas son muchísimo mayores.

      ¡Abrazos! 🙂

  2. ¡¡Hola Asun!!! Qué bueno, yo también estoy empezando como traductora autónoma y tienes que dar 50.000 explicaciones de todo que no darías si estuvieses en cualquier puesto… 😦 Que tengas mucha suerte en tu carrera. ¡Un saludo!

  3. Hola Aun, También soy traductora independiente y comparto cien por ciento tus puntos sobre los inconvenientes de ser traductor. Me gustaría agregar, las explicaciones que debemos dar a aquellas personas que piensan que solo necesitas hablar otra lengua para ser traductores y no entienden que nuestro trabajo es mucho más profundo y requiere de bastante más. Muchos saludos desde Chile.
    Elizabeth

    • Hola, Elizabeth:

      Me alegra que mi entrada ha llegado hasta tan lejos, es todo un honor, de verdad.

      Ciertamente, hay muy poca gente ajena a la traducción que comprende realmente nuestro oficio, pero aun así merece la pena.

      ¡Saludos y gracias por leer! 🙂

  4. Hola, Asun:

    Suscribo lo que dices en esta entrada, es verdad todo lo que pulula en torno a nuestra profesión y destaco la falta de comprensión de terceras personas ajenas al oficio del lenguaje. Lo importante está en no desanimarse nunca por negro que parezca todo. Así que ánimos y ¡suerte para todos nosotros!

  5. ¡Hola, Asun!

    Me encantó tu entrada. Por cierto, el domingo pasado justo me encontré con la infaltable: “Ah, ¿pero vos no hacés lo mismo que Google?” y por ser domingo, y ser un amigo quien me preguntó, le conté algunas diferencias entre lo que hace Google y lo que hacemos nosotros, los traductores de verdad 😉

    Lo que más me gustó de tu entrada fue el último punto; me gustaría oír opiniones sinceras sobre la gestión de taaantas redes sociales, ¿cómo hacen? Espero que alguien cuente algo!

    Saludos desde Argentina,

    Daniela

    • ¡Hola, Daniela!

      Me alegro mucho de que te haya gustado. Es un placer que mi entrada llegue hasta tan lejos.

      Yo también tengo la duda en cuanto al manejo de las redes sociales, pero en cuanto la resuelva, la comparto con todos. 😉

      ¡Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s